Empresa endeudada busca construir Tren Maya



Gerardo Rivadeneira
INDICE POLÍTICO 

La construcción del Tren Maya, una de las iniciativas emblemáticas del Gobierno de México, ha convocado a diversas empresas a generar propuestas para llevar a la realidad este proyecto ferroviario, sin embargo, algunos corporativos como Comsa, ICA y CICSA no reportan estabilidad financiera y se aferran a participar.

Así sucedió con la empresa Comsa Corporación, que en medio de una negociación con la banca española para lograr una refinanciación de una deuda de 487 millones de euros (mde), que debía cubrir antes del 30 de junio de 2021, anunció que se sumaba a la puja por la construcción del tren que tendrá una inversión estimada de 5 mil millones de dólares.

Comsa, grupo catalán, busca participar en los tramos 5 Norte (que corre de Playa del Carmen a Tulum) y 5 Sur (de Cancún a Playa del Carmen), situados en el estado de Quintana Roo, en la red del proyecto que abarca al menos mil 500 kilómetros de extensión en cinco estados: Tabasco, Campeche, Yucatán, Chiapas y Quintana Roo.

La estrategia de Comsa, consiste en aliarse con CAABSA Infraestructuras, para una nueva inyección de capital, y así poder cubrir el pago que no pudo amortizar ante los bancos de España (Santander, CaixaBank, BBVA y Banco Sabadell), que tienen el 97 por ciento de la deuda total; mientras, pequeñas entidades son el resto de los acreedores.

Un dato más que se suma a la incertidumbre que ha generado Comsa, es el señalamiento que realizó el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur), al indicar que, de los 16 consorcios que participaron en la licitación pública internacional –entre ellos Comsa Corporación–, se desecharon dos propuestas debido a falta de documentación solicitada; una, por falta de recursos humanos; y cinco porque recibieron un puntaje menor a los 37.5 puntos.

Los otros corporativos que también generan ruido en la puja son Carso Infraestructura y Construcción (CICSA) y Alstom, compañías constructoras que participaron en la edificación del tramo de la Línea 12 del Sistema de Transporte Colectivo (STC) Metro que se derrumbó el pasado lunes 3 de mayo de 2021, y dejó 26 personas muertas.

De estas organizaciones, Comsa ya había competido por el tramo 3 (que recorre aproximadamente 172 kilómetros, desde Calkiní, en Campeche, hasta Izamal, en Yucatán), pero éste finalmente fue adjudicado al consorcio integrado por las empresas Construcciones Urales S.A. de C.V., Gami Ingeniería e Instalaciones S.A. de C.V. y Azvi S.A.U.

Las obras del Tren Maya iniciaron en junio pasado, con los primeros cuatro tramos ya adjudicados a empresas como Mota-Engil, China Communications Construction, CICSA y FCC Construcción, entre otras; mientras que el sexto y el séptimo estarán a cargo de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

Copyright © URBANO 24 HORAS. Designed by OddThemes