Demandan a López Obrador por falta de insumos

Trabajadores del Hospital Regional Presidente Juárez del ISSSTE se manifestaron la tarde de este lunes 27 de abril de 2020 para denunciar la falta de insumos y la omisión en los protocolos para atención a posibles portadores del COVID-19.

También informaron el trámite de demanda de Amparo contra el presidente de la República Andrés Manuel López Obrador, el gobernador del Estado Alejandro Murat Hinojosa y demás autoridades administrativas del sector salud federal y estatal bajo el expediente 314/2020, tramitado en los juzgados federales con sede en San Bartolo Coyotepec.  

El juez federal ponderó el derecho humano a la salud, no solo de los ciudadanos sino a los trabajadores del sector salud, quienes son los primeros humanos en enfrentar la pandemia del COVID-19; el legislador ordenó la suspensión definitiva y de plano, ordenando a las autoridades provean los insumos, equipo e instrumental médico, material de protección y seguridad sanitaria para prestar sus servicios.

De este modo los trabajadores del  Hospital Regional Presidente Juárez del ISSSTE denunciaron una serie de arbitrariedades, carencias y abusos de los que han sido objeto ante la contingencia sanitaria derivada del coronavirus  #Covid-19,  (SARS-CoV 2 por parte de los directivos del nosocomio, desde que inició la pandemia (hace 61 días), los médicos, enfermeras, camilleros y personal administrativo, se  encuentran en un estado de indefensión, ante la negligencia y falta de interés del director Dr. Jesús Gonzalo López Cruz y de la subdirectora médica Dra.  Ivonne Pérez Aquino.

A quienes han solicitado en múltiples ocasiones el equipo mínimo necesario para poder desempeñar nuestras labores como son: (Cubrebocas N95, Guantes y Gel), y nunca hubo la voluntad de proporcionarlos;  tampoco el equipo de protección personal que incluye (Cubrebocas N-95 Googles, Careta  Guantes de Nitrilo Overoles y Botas). El cual es una herramienta necesaria e indispensable para desarrollar nuestro trabajo como personal de la salud y tampoco fue proporcionado, bajo argumentos deficientes.

En primera instancia el Dr. Gonzalo López, se negó a recibirlos  como base trabajadora, les exigía que lo volvieran con su sindicato que ya tenía conocimiento que no había material. Siendo esta una responsabilidad y obligación estricta de los directivos. (Garantizar el material de trabajo por un lado y por el otro ante una pandemia están obligados a proporcionarnos el equipo de protección personal necesario para cuidar de nuestra vida ante los riesgos que implica estar en fase 3 del #COVID19).

Trabajadores enfrentan COVID-19 sin material. Foto: cortesía


Después de manera extraoficial se enteraron por sus propios compañeros que el hospital contaría con un área exclusiva para pacientes “COVID”, la cual se habilitó sin informar a las bases y de manera arbitraria pasando por encima de sus derechos fundamentales y laborales se destinó a personal del hospital a esa área.

El día 2 de abril llego al HRPJ, el primer caso confirmado de #COVID19, del Dr. Daniel López Regalado, quien exigió un trato preferencial por ser jefe de la jurisdicción sanitaria número2 (Istmo), quien después de unas horas de permanecer en el área, visiblemente molestó por no ser atendido de manera urgente y preferencial pretendió escapar del área COVID y tuvo que ir el director del hospital para convencerlo que debía seguir en el área de aislamiento.

Al siguiente día cuando por fin logró escapar y de manera irresponsable tosía  y escupía por los pasillos y enfrente de todo el equipo médico y demás pacientes que estaban a su paso, generando con ello un conflicto interno y una psicosis entre el personal que no contaba con el equipo de protección personal.

En consecuencia la base trabajadora exigió al Director Jesús Gonzalo López a realizar las pruebas necesarias al personal y no se realizaron así como a actuar legalmente por lo que se vio obligado a instruir el área jurídica para presentar una denuncia ante la Fiscalía General de la República delegación Oaxaca el pasado 6 de abril. (De la cual se desconoce el trámite, ya que la presentaron de manera institucional signada por el representante legal Lic. Leonardo Gómez Álvarez).

Acusaron el nulo apoyo de las autoridades del hospital regional hacia el personal de la salud; carecen de manuales de procedimientos adaptados a cada una de las áreas del hospital para atender a pacientes con #Covid-19 o probables Covid-19 mucho menos con la infraestructura adecuada para evitar la propagación del virus, poniendo en riesgo la salud y la vida de los trabajadores.

Es importante precisar que el material que se sabe de forma extraoficial ha llegado al nosocomio no se les ha entregado, lo único que han recibido es sólo en caso estrictamente necesario y urgente y a petición del interesado es a un Cubrebocas NK95 (Chino), y se les obliga a firmar un vale.  La falta de sensibilidad y la apatía hacia la base trabajadora se ha visto en la imperiosa necesidad de comprar su equipo en forma personal con su salario.

SEGUNDO CASO:

El pasado 22 de abril se ingresó al servicio de urgencias un paciente masculino de manera directa y sin valoración alguna, por no contar con servicio de “Triage”. El paciente fue atendido en el área donde estuvo en contacto con otros pacientes, personal médico y de enfermería sin contar con ningún tipo de protección. Al día siguiente su situación de salud se complicó por un paro respiratorio y requirió de reanimación tardío pulmonar, por parte del equipo médico, quienes brindaron la atención inmediata, sin ningún tipo de protección. Lamentablemente el paciente perdió la vida por #Coronavirus #COVID19. 

Lo que él director quiso manipular y manejar con hermetismo, incluso dio una entrevista al “Universal Oaxaca” el día 25 de abril, donde a la base trabajadora los caslificó de mentirosos... dijo << Que los trabajadores estarán en cuarentena durante 14 días; aseguró que nunca se les negó el equipo de protección personal a los trabajadores; si el paciente no ingresó al área COVID, fue decisión del médico que lo atendió no fue una decisión de la dirección>>. Incluso culpa a los trabajadores tratando de salvar su puesto diciendo que para él no hubo un diagnóstico adecuado y oportuno del paciente. Siendo el único responsable de lo que sucede en el hospital. Se lava las manos.

Por lo que exigen al Director General Luis Antonio Ramírez Pineda el cambio inmediato de las autoridades del hospital por actuar con ineficiencia y de manera irresponsables ante una emergencia sanitaria, así mismo los hacemos responsables de cualquier situación que les llegue a suceder al personal del área de salud que laboran en el Hospital Regional Presidente Juárez de Oaxaca.

DEMANDA DE AMPARO

Hace dos semanas los trabajadores del Hospital de presentaron una demanda de amparo contra el Presidente Andrés Manuel López Obrador, y demás autoridades administrativas del sector Salud federal y estatal, mismo amparo que quedo radicado en el expediente 314/2020 del Juzgado Noveno de Distrito, del Decimo Tercer circuito, con sede en San Bartolo Coyotepec, Oaxaca.

Con el fin de solicitar mejores garantías para ejercer nuestro trabajo en beneficio de los trabajadores y familias oaxaqueñas, y en un hecho histórico la autoridad federal que ponderó el derecho humano de salvaguardar la salud que trasciende a la vida, no solo es exclusivo de los derechohabientes, sino la salud es un derecho irrenunciable a los trabajadores de salud por ser personas humanas y salvaguardar su integridad, al ser los primeros en atender desde casos sospechosos hasta casos confirmados del virus del  SARS-COV2(COVID-19)

En este sentido, les fue concedido de manera inmediata y sin demora alguna la suspensión definitiva y de plano de los actos, es decir, que en nuestros centros de trabajo no existen condiciones y material especial para atender esta contingencia.

Motivo por el cual, se obliga a las autoridades a que inmediatamente provean los insumos, equipo e instrumental técnico, material de protección y seguridad sanitaria, para prestar nuestros servicios, con los mayores estándares de seguridad para prevenir el contagio del virus SARS-COV2(COVID-19). Como así lo recomendó la organización mundial de la salud.

Dejaron claro que los trabajadores de la salud, que jamás se negarán a prestar el servicio, que por un alto sentido de ética y responsabilidad tenemos que realizar, ante la crisis sanitaria  que vive el estado de Oaxaca estado y del país, salvarán vidas humanas y ejercerán con dignidad su profesión. 

Recalcaron que las acciones tomadas son un precedente en Oaxaca,  demostrando que los oaxaqueños no bajan, ni bajarán la guardia y combatirán el virus, pero si exigen que las autoridades de salud realicen la repartición de los insumos y de los materiales que tienen que tener los trabajadores de salud, se tome en cuenta a las instituciones publicas de servicios de salud.

Es una obligación legal más que moral, dotar de mejores herramientas para desempeñar nuestro trabajo, finalizaron.


Copyright © URBANO 24 HORAS. Designed by OddThemes