Magistrado amenazado de muerte por Toro Ferrer

Una acta circunstanciada  de hechos que fue elaborada por el magistrado Enrique Pacheco Martínez entre los días 9 y 10 de septiembre de 2021, previo a su asesinato, incluyó las amenazas de muerte de Enrique Toro Ferrer ex subprocurador de justicia del gobernador de Oaxaca Heladio Ramírez López. 

El documento redactado por Pacheco Martínez sería dirigido directamente al Fiscal de Oaxaca Arturo Peimbert; al Congreso del Estado de Oaxaca y al gobernador Alejandro Murat Hinojosa, a la Auditoría Superior de la Federación, Secretaria de la Contraloria y Transparencia Gubernamental, además de la Secretaria de la Función Pública.

En la denuncia de hechos, el magistrado registró nombres de una “lista negra” de Toro Ferrer “que corren serio peligro sus vidas” y enlistó nombres de notarios, actores políticos y un periodista, que se darán a conocer posteriormente en este sitio. 

Enrique Toro Ferrer se encuentra recluido en el penal de Etla por diferentes causas penales con antecedentes documentados por Amnistía internacional por la desaparición, asesinado y ejecuciones sumarias de indígenas en la región Mixe de Oaxaca en los años 90.

Así lo prueba el informe de Amnistía Internacional  México: Violaciones de los Derechos Humanos contra miembros de la comunidad de indígenas Mixes y Zapotecas de La Trinidad Yaveo, Oaxaca,  con el índice AI: AMR 21/11/92/s, que se publicó en el marco de la naciente Comisión Nacional de los Derechos Humanos a cargo de Jorge Carpizo McGregor (6 de junio de 1990).

A lo largo de los años, el poder e impunidad de Enrique Toro Ferrer creció de manera exponencial en cuanto a sus relaciones con la clase política y familias prominentes de la vallistocracia oaxaqueña, inclusive de utilizar los apellidos de los gobernantes en turno para consumar sus negocios.

En diciembre de 2019, comuneros de San Raymundo Jalpan fueron desalojados violentamente, la información fue publicada por el periódico El Imparcial de Oaxaca en donde se documentaron testimonios de las víctimas señalando a Enrique Toro Ferrer quien aseguró actuar en nombre del Gobierno del Estado.

Fuentes bien informadas revelaron a URBANO 24 HORAS, que la prepotencia del exsubprocurador Toro Ferrer para cometer todo tipo de atropellos utilizando el apellido Murat, molestó al gobernador Alejandro y en especial a su papá Don José Murat.

La relatoría redactada por el magistrado recaba muchos datos que apuntan hacia los autores intelectuales de su asesinato. Él conocía muchos juicios de nulidad de diferentes propiedades en disputa y según fuentes consultadas por este medio, el jurista se había relacionado con el ex subprocurador y que las cosas habían terminado con amenazas de muerte.


Copyright © URBANO 24 HORAS. Designed by OddThemes