Protesta inédita del Poder Judicial

Alfredo Arenas.- 


Si bien ya se dio por terminado el conflicto entre el poder ejecutivo y legislativo en contra del poder judicial, por la contundencia de la Ley que los legisladores federales por órdenes de López Obrador pretendieron ignorar a la hora de aprobar la Ley General de Remuneraciones del Sector Público, no esta por demás destacar la protesta inédita del Poder Judicial que se dio en todo el país luego de conocer que la bancada de MORENA en el Congreso federal buscara hacer valer la reforma al Artículo 127 del 25 de Agosto del 2009, que establece que ningún servidor público podrá ganar más que el Presidente y así lo reflejarían en el Presupuesto de Egresos de la Federación.

Magistrados y Jueces protestan en Oaxaca. FOTO INTERNET
Como se sabe en todo el país los integrantes del Poder Judicial, Jueces y Magistrados, salieron de sus oficinas para protestar en contra de las intenciones del Presidente de la República de minar la autonomía del poder judicial, vulnerar el Estado de Derecho y debilitar el sistema de pesos y contrapesos. Los Jueces, magistrados y demás funcionarios y trabajadores se pusieron en pie de lucha por la defensa del estado de Derecho, ya que están obligados a cumplir con las leyes, haciendo valer los derechos humanos de las personas contra actos de las autoridades lo cual muchas veces les molesta. No pueden permitir como institución, que se emitan leyes que afecten la institucionalidad sin considerar la autonomía e independencia de los poderes de la unión.

Hasta en Oaxaca, en su sede en San Bartolo Coyotepec, Jueces y Magistrados salieron a exigir respeto a su autonomía y a las leyes. Mil 410 jueces y magistrados de todo el país el mismo día y a la misma hora, realizaron esta protesta inédita por la intromisión del poder ejecutivo y legislativo contra el poder judicial. Aclararon que ni remotamente ganan los 600 mil pesos de los que hablo el mismo Presidente López Obrador, apenas si legan a los 269 mil 215 pesos. Esto no fue más que una campaña de desprestigio.

Hasta la misma Olga Sánchez Cordero Secretaria de Gobernación reconoció que existe una norma constitucional que protege los sueldos de los ministros y demás servidores del Poder Judicial por lo que ameritaba dialogar y platicar con ellos. La Secretaria de Gobernación se refería al Artículo tercero transitorio de la reforma 2009 del 127 constitucional que indica que a la entrada del decreto las percepciones de los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, magistrados del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la federación , magistrados de circuito, jueces de distrito, consejeros de la judicatura  federal, integrantes del Consejo general del INE y los magistrados y jueces de los poderes judiciales estatales que estuvieran en funciones durante la entrada en vigor del decreto, se mantendrán vigentes durante el tiempo que dure su encargo, la remuneración que perciban estos por sus servicios no podrán ser disminuidos, como intentaron hacer, los del poder Legislativo por ordenes de López Obrador.

Si el Ejecutivo federal ejerce lo aprobado por el Legislativo, o sea bajar los sueldos en desacato abierto a la Suprema Corte de Justicia de la Nación que congelo la Ley General de Remuneraciones del Sector Público hasta revisar su constitucionalidad sin obedecer el mandato judicial, sería un golpe a la institucionalidad democrática del país. Hasta ahí quedo este penoso asunto por ahora, pronto sabremos si la SCJN considera constitucional o no dicha Ley, mientras tanto todos en el poder judicial seguirán ganando lo mismo, ni un peso más, ni un peso menos.

     
Copyright © URBANO 24 HORAS. Designed by OddThemes