Una de Maduro, otra de Meade: dos malas para AMLO

FOTO: INTERNET

Rubén Cortés.-

Los dados rodaron mal ayer para AMLO y su proyecto de “una revolución democrática” y “un cambio de régimen”, si gana la presidencia en 2018:

1.— Entró en dictadura oficial el gobierno de Nicolás Maduro, un símil del cual la segunda de AMLO en Morena, Yeidckol Polevnsky, ha anunciado en público que quiere para México, y sobre el que AMLO no termina de asumir una postura clara, asustando cada día más a la clase media que lo apoya.

2.— La economía mexicana sumó 14 trimestres de crecimiento continuo, lo que quiere decir que las 13 reformas aprobadas en el actual gobierno provocaron un crecimiento de raíces firmes: JP Morgan subió su estimado para el crecimiento anual 2.4 por ciento y Goldman Sachs 2.2 por ciento.

El ídolo de la secretaria general de Morena consumó en Caracas el domingo pasado una dictadura, al imponer una Constituyente de 545 candidatos, todos miembros de su partido, aliados o simpatizantes que prohíbe la oposición, la libertad de prensa y empresa y que lo elegirá líder máximo.

En su primer día de dictadura oficial, Maduro advirtió a los líderes de la oposición que “terminarán algunos en una celda y otros en un hospital psiquiátrico, pero hay que poner orden”. El anuncio se produjo después de que la Fiscalía General contabilizó a 121 opositores asesinados desde mayo.

Sin embargo, AMLO a lo más que llega en relación con la instauración de una dictadura populista de izquierda en Venezuela es afirmar que “no somos como Maduro”, sin querer darse cuenta de que el atentado a la libertad en aquel país es tan grande que lo obliga a un pronunciamiento preciso.

AMLO no entiende que no entiende: mientras más se tarde en emitir públicamente qué opinión le merece la imposición de una Constituyente para su proyecto de “una revolución democrática” y “un cambio de régimen”, más peligro para México volverá a ser de cara a las elecciones de 2018.

En tanto, la actual administración empieza a levantar cabeza en la economía a 334 días de las elecciones presidenciales, con un crecimiento de 3.0 por ciento anual en el segundo trimestre del año y la creación de dos millones 800 mil empleos en cinco años.

En el primer semestre se crearon más de medio millón de empleos: el mayor aumento para un primer semestre en 30 años, lo que indica un claro aceleramiento económico, y de quien AMLO destapó ya como su adversario por el PRI en 2018: el secretario de Hacienda, José Antonio Meade.

Sí. Dos malas para AMLO: el populista Maduro se convierte en dictador sin que él lo critique, nuestra economía mejora…

Y ambas hacen que se le escape la clase media.

(Canela Fina avisa a sus lectores que toma un receso y volverá a publicarse el 14 de agosto)


Twitter: @ruben_cortes
Copyright © URBANO 24 HORAS. Designed by OddThemes